Muchos de nuestros productos enfocados en ofrecer soluciones tecnológicas a empresas y comercios provienen del exterior, y en vista de ello para STEC es fundamental contar con el asesoramiento y servicio de un courier con experiencia como lo es un correo privado que es mejor conocido como IMEX.

En nuestro vínculo con IMEX hemos comprobado las promesas que el courier anota en su propuesta: el más alto nivel de responsabilidad, estándares de excelencia, seriedad y cumplimiento de los plazos de entrega acordados de antemano, todo ello gestionado por especialistas en el sector y de la mano de tecnologías de avanzada.

Un dato interesante a tener en cuenta (una variable que por cierto siempre valoramos en STEC a la hora de generar lazos comerciales y trabar relación con socios y clientes) es el modo en que IMEX brinda sus servicios en base a nuestros requisitos particulares y a la especificidad de los productos por los que realizamos compras en el exterior, como impresoras, servidores, controladores fiscales, lectores y controladores de datos, equipos de redes y conectividad, cámaras de vigilancia, variedad de equipos de oficina, balanzas, entre otros.

Por lo demás, el vínculo con IMEX nos ha permitido ahorrar tiempo y dinero, dos elementos fundamentales para el buen paso de cualquier empresa, máxime cuando es preciso encarar compras en el exterior y solicitar envíos puerta a puerta.

Nos interesa destacar que el servicio de IMEX agrega una variable muy apreciable como es la seguridad de los envíos y el seguimiento personalizado de las operaciones a través de tecnologías de avanzada. Considerando los resultados obtenidos, nos complace confirmar que la elección del courier que hemos realizado cumple con todas nuestras expectativas, confirmando una vez más que en el mundo de los negocios una de las claves del éxito es siempre escoger a socios serios y con demostrada experiencia, variables que sin dudas cumple IMEX.